Gobierno morenista de Morón y Arróniz heredará deuda de 225 mdp por concepto de laudos

Abandonaron los juicios y ahora el municipio deberá pagar ese dinero, incapacidad o irresponsabilidad, las causas de los fallos

Todavía no empiezan a entregar información oficial pero ya se pudo conocer que el gobierno de morena de Raúl Morón y Humberto Arróniz, heredarán una deuda de 225 millones de pesos por concepto de pago de laudos, anunció Yankel Benítez Silva, Coordinador del Equipo de Recepción del Gobierno Electo de Alfonso Martínez Alcázar.

En entrevista, puntualizó que con información consignada en el segundo informe trimestral presentada a Cabildo, se pudo conocer que el ayuntamiento aceptó contar con una deuda de 224 millones 922 mil 740 pesos con 69 centavos, cifra que no han pagado y van a heredar a la nueva administración que entrará en funciones el 1 de septiembre.

Morón y Arróniz, se jactaron en anunciar que no habrá deuda bancaria pero falta conocer cuánto se debe a proveedores y cuánto en juicios porque además de los 224.9 millones de pesos, también está pendiente por cubrir la demanda por incumplimiento de contrato con una empresa privada.

En este último caso, el pago que pudo negociarse en 3 millones de pesos y después en 8 ya alcanza los 47mdp y en lugar de cubrirla han estado cubriendo multas y posponiendo el pago para que sea la nueva administración la que responda por su incompetencia.

“Desafortunadamente no sabemos cómo están las cosas al interior y por ende desconocemos con que nos vamos a encontrar”, concluyó Yankel Benítez.

El próximo gobierno municipal de Morelia no solapará la impunidad, ni la negligencia de la administración que está por concluir, advirtió Yankel Benítez Silva, coordinador del equipo de transición de Alfonso Martínez Alcázar, tras advertir que todo aquel acto que esté viciado o que esté plagado de irregularidades tendrán que llevarse hasta las últimas instancias y sancionarse conforme lo establecen las leyes; como ejemplo, puso la entrega del súper bono para el Cabildo y funcionarios de la élite.

“Vamos a poder iniciar a revisar los expedientes, vamos a poder iniciar a analizar cómo está, qué estado guarda la admisión pública municipal en su conjunto, tenemos que esperar. Ese es el momento en el que estamos. Seguimos presionando, seguimos nosotros insistiendo en que cada día que pasa es un día que se pierde en los trabajos que la ciudad de Morelia creo que merece. Morelia no es cualquier ciudad”, dijo Yankel Benítez, tras manifestarse confiado en que a pesar de este retraso se tendrán que redoblar esfuerzos para ponerse al día con la documentación.

Después que el alcalde provisional afirmara tajante en este mismo espacio que en su administración no había desorden y que metía las manos al fuego por los servidores públicos, Benítez Silva reviró que su postura no coincide con la percepción ciudadana, pues son los mismos morelianos “los que suben fotos de cómo está la administración”. Y al hablar de casos concretos, dijo que circularon recientemente imágenes de cómo se cae a pedazos el Auditorio de la Unidad Deportiva Bicentenario, aunado a que hay obras que están abandonadas, que no tienen avances.

“Entonces hay una ciudad totalmente abandonada por las autoridades municipales; el tema de seguridad en Morelia está peor que nunca. El registro de la de violencia y de muertes por violencia, pues es de diario. Entonces esa visión tan optimista para un escenario y para una ciudad tan desastrosamente manejada por ellos, pues me parece que está muy ajena a la realidad”, dijo el también catedrático universitario en la Casa de Hidalgo y en el Instituto Tecnológico de Morelia, tras resaltar que las críticas que hacen hacia el gobierno anterior de Martínez es por la falta de resultados.

Al hablar del litigio que heredó el gobierno de Alfonso Martínez con una empresa forénea a la administración de Raúl Morón, Yankel Benítez, quien durante esa gestión se desempeñó como secretario de Administración, aclaró que ese pleito legal se pudo resolver con mucha anticipación, sin embargo, de haber pagado 8 millones de pesos, en estos momentos la Tesorería está condenada a pagar más de 47 millones de pesos, es decir, aclaró que en este periodo creció esa deuda 40 millones de pesos, que debilitarán las finanzas municipales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí